Posteado por: jose | mayo 18, 2016

Fogar de Breogan

Hoy he ido a dar temas. La semana pasada terminé el curso del máster de abogacía por lo que desde ahora hasta septiembre tengo todo el día para estudiar la oposición. Estes días en Compostela son de los que se pueden denominar difíciles para estudiar porque coinciden dos festividades, la Ascensión, fiesta local por antonomasia de la ciudad y luego el día de las letras gallegas (día das letras galegas); esto siempre se refleja en la cantidad de temas que se llevan al preparador.

En mi caso particular he de decir que más que esas festividades lo que me ha desconcentrado fue el terminar las clases del máster porque tengo la sensación de estar de vacaciones, lo cual es en parte cierto, no retomo el máster hasta septiembre, pero tengo y quiero seguir estudiando; compaginar esas dos sensaciones se me ha hecho complicado, aún así estudié y fui al preparador.

El tema que expuse fue el de los alimentos, 76 de civil; es un tema sencillo y al principio de la oposición no me gustaba por una sencilla razón: era el último de los fáciles, siempre me ha gustado cantar los temas de familia excepto el de la tutela que es el inmediatamente posterior a este y de ahí esa sensación agridulce al estudiarlo. Para variar el preparador me ha dicho que he cantado demasiado rápido y que tengo que corregir un defecto; no tengo que explicar los artículos, me ha dicho que digo rápido el artículo y lento la explicación con lo que da la sensación de lo que luce es la explicación y no el artículo y tiene que ser precisamente lo contrario; lo peor no es tener ese defecto o que el preparador te diga que tienes que cambiarlo, lo peor que es antes de que me lo dijese sabía que me lo iba a decir. Por lo demás es un tema sencillo que me gustaría cantar en el Supremo.

Sed buenos.

XOXO

Anuncios

Responses

  1. Me encanta seguir leyendote, no dejes de escribir.
    Un día me gustaría que contaras las razones que te llevaron a hacer el máster.
    Animos y un saludo

  2. Hola!, yo estoy en las mismas que tú, pero en La Coruña…, y luchando por mi plaza en la Fiscalía. Voy a seguir tu blog porque es agradable sentir que no estamos solos en esta aventura. Un abrazo.


Categorías

A %d blogueros les gusta esto: